Medicación

Aunque el organismo tiene una gran capacidad de adaptación a la enfermedad renal y el paciente puede no notar síntomas durante largo tiempo, se van produciendo  complicaciones silenciosas que aumentan mucho el riesgo mortalidad y de necesidad de ingresos hospitalarios en el futuro. El control de las complicaciones y la protección de la función renal exigirá, además de hábitos de vida saludables,  el uso de medicación.

La insuficiencia renal requiere frecuentemente mucha medicación, tanto porque  ocasiona muchos problemas de salud como porque muchas veces se asocia a otro tipo de enfermedades (diabetes, arritmias cardiacas, problemas de circulación sanguínea…) que también obligan al empleo de medicamentos.

Los más requeridos son los fármacos para el control de:

Hipertension Arterial
Colesterol
Calcificaciones arteriales
Protección de estómago
Retención de líquidos
Circulación de la sangre
Anemia
Enfermedad Osea
Acidosis
Potasio

Editado en diciembre de 2012.
Revisado en octubre de 2014.

Deja aquí tu comentario. En el apartado "¿Quiénes somos?" encontrarás las normas de etiqueta que te pedimos seguir:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s